Vitamina E, un aliado contra los radicales libres

vitamina e radicales libres

Productos antioxidantes o “retardadores del envejecimiento” son sustancias que actúan contra los llamados radicales libres, que no son más que elementos de desecho del metabolismo normal del cuerpo, que aceleran procesos asociados con envejecer: enfermedad de Alzhéimer, artritis, arrugas en la piel y hasta algunos tipos de cáncer.

La vitamina E la encontramos en los alimentos ricos en grasas, y es capaz también de acumularse en el hígado y todo el tejido adiposo (grasa); por lo que no es necesario consumirlas todos los días; a diferencia de otras como la vitamina C y B.

La vitamina E participa en varias funciones corporales:

  • Producción de glóbulos rojos (los encargados de transportar el oxígeno a los órganos)
  • Colabora en la formación de músculos.
  • Participa en funciones de fertilidad.
  • Tiene propiedades anti-envejecimiento.
  • Las necesidades diarias de esta vitamina están entre 3 y 15 miligramos, necesidad que generalmente es muy bien cubierta por una dieta sana y variada que incluya grasas de origen natural.
  • Estas necesidades pueden aumentar en mujeres embarazadas o en periodo de lactancia.

Vitamina E: poder antioxidante con muchas acciones

Los radicales libres son capaces de unirse a tejidos sanos ocasionando algunos tipos de cáncer y procesos degenerativos de la piel, articulaciones y del sistema nervioso.

1.- En la fertilidad

La calidad de nuestra alimentación influye en la fertilidad de la mujer y del hombre, y la vitamina E es una de tus aliadas si estás programando un próximo embarazo.

Es común en la producción de las células germinales (óvulos y espermatozoides) la aparición de células defectuosas que truncan la fertilidad normal en una pareja.

Con su acción antioxidante (contra radicales libres), la vitamina E contribuye en el complejo mecanismo de producción y maduración de los espermatozoides y óvulos sanos para una fecundación normal y disminuir el desarrollo de células defectuosas.

2.- En los procesos degenerativos de la edad

  • Es clave para impedir el envejecimiento prematuro.
  • Los radicales libres se producen normalmente en nuestro cuerpo como productos de desecho de muchas funciones corporales y pueden entorpecer procesos de división celular.
  • El consumir alimentos ricos en antioxidantes como la vitamina E puede retrasar o evitar procesos como la enfermedad de Alzhéimer, artritis, artrosis y algunos problemas en la piel propios del envejecimiento.

3.- Cuidando tu piel:

Es muy común verlo como parte de las cremas hidratantes y anti-arrugas para la cara, gracias también a su capacidad antioxidante que dejan fuera del juego a los radicales libres.

Si la ingieres en comprimidos o la consumes como parte de tu dieta, la vitamina E siempre será tu aliada por su acción rejuvenecedora y protectora.

Además, el uso de cremas con vitamina E también te dará cierto grado de protección contra los rayos solares, esto unido a su acción regenerativa puede prevenir y evitar los estragos causados por el sol.

Esto no es todo…

Muchos productos utilizados en cicatrices posterior a intervenciones quirúrgicas en contienen vitamina E, siendo capaz de mejorar el aspecto de cualquier cicatriz.

Incluso puedes tener en casa cápsulas de vitamina E que alguien compró pero nadie toma, rómpela y aplica el contenido de la misma en alguna cicatriz que quieras disimular.

Fuente natural de vitamina E: principalmente alimentos ricos en grasas.

  • Aceites vegetales
  • Chocolates
  • Leche
  • Margarina
  • Mayonesa
  • Nueces
  • Almendras
  • Hígado
  • Trigo

¿Qué pasa si no consumes suficiente vitamina E?

Habrá mayor riego de padecer:

  • Anemia
  • Disminución de la fertilidad
  • Distrofia muscular
  • Trastornos neurológicos

Hay casos de deficiencia de vitamina E que terminaron en trastornos neurológicos importantes, esto se debe a que no hay suficiente mielinización, es decir producción de mielina, que es la cobertura que facilita a los nervios la conducción de la información desde el cerebro al resto del cuerpo y viceversa.

¿Puede haber un exceso de vitamina E?

Sí, esta no debe consumirse en exceso, porque como lo mencionamos antes es capaz de acumularse en los tejidos grasos de nuestro cuerpo y liberarse poco a poco hacia nuestra sangre y de allí a todos los órganos.

Si ingerimos demasiados alimentos ricos en vitamina E sumado a lo que pueda estar acumulado en nuestro cuerpo, en lugar de ser un beneficio puede ser tóxico para el organismo.

Los casos más comunes de un exceso de Vitamina E se han visto por la falsa creencia de que consumir muchas vitaminas nunca está de más y que acelera el crecimiento o el rendimiento físico durante el entrenamiento.

Síntomas de exceso de vitamina E en el organismo:

  • Náuseas.
  • Gases.
  • Diarrea.
  • Problemas de coagulación sanguínea.

Si crees que tu dieta es muy baja en alimentos ricos en grasa y puedes tener una deficiencia de vitamina E o creer tener un exceso de la misma consulta a tu médico quien te orientará adecuadamente.

¡Más noticias!

Posted in SaludTagged , ,

Recetas Saludables

Tips para Bajar de Peso

¿Qué nos pueden dar las Vitaminas?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.